La Asociación Género en Libertad propone una solución cuando no se atiende el Pin Parental de los padres

A la Asociación Género en Libertad están llegando informaciones de que en muchos centros escolares están rechazando, o no atendiendo, el Pin Parental o consentimiento informado de los padres para que no den a sus hijos educación afectivo-sexual sin su consentimiento.

Es un claro atentado a los derechos de los padres y ante ello tenemos a nuestro favor el Estado de derecho que nos defiende y en este caso nos dará la razón.

Por todo esto animamos a los padres a recurrir para hacer valer sus derechos.

A continuación se propone un protocolo a seguir: 

Lo primero que deben hacer los padres es una reclamación en vía administrativa ante la Consejería de Educación correspondiente. Puede usarse el modelo:

recurso administrativo ante la Consejeria de educación cuando no se atiende Pin Parental

Probablemente rechazarán esa reclamación. Esto nos permitirá abrir la vía contenciosa, que es al final la principal alternativa que tenemos.

Desde Género en Libertad ponen un servicio jurídico gratuito, en cada provincia,  para llevar el tema en vía contenciosa.

Se adjunta un modelo tipo para reclamar ante la Consejería de Educación, es adaptable a cada caso en concreto, este es uno genérico. Pensamos que cualquier padre podrá rellenarlo y ampliarlo con los datos y demás que estime oportunos y que se adapten a su caso concreto.

Una vez que los padres hayan presentado esa reclamación, si les es rechazada, pueden conectar con Género en Libertad en info@generoenlibertad.org o por Whatsapp y teléfono  687775436, que es desde donde coordinamos los gabinetes jurídicos de cada provincia y donde se les prestará atención gratuita para ir al procedimiento contencioso-administrativo, indicándoles el abogado de su zona que les ayudará.

Educación o aberración sexual en La Rioja

¿Se da cuenta el Gobierno Riojano en qué jardín se ha metido él solito? Porque el artículo 27-3 de la Constitución dice: «Los poderes públicos garantizan el derecho que asiste a los padres para que sus hijos reciban la formación religiosa y moral que esté de acuerdo con sus propias convicciones».

Pedro Trevijano Etcheverria – 28/10/19 1:56 PM

En el periódico «La Rioja» del 24 de Octubre en la sección «El teléfono de la Rioja» leemos lo siguiente: «Alfonso, de Logroño, quiere opinar ‘sobre la polémica que hay en el colegio Vicente Ochoa’. A su juicio, que a estas alturas de la vida, en el siglo que estamos, se esté en contra de que nuestra juventud reciba charlas sobre educación sexual es algo increíble. Es que parece que estemos todavía en la Edad Media».

Simplemente he de decir que no creo que nadie con sentido común discuta la necesidad de una educación sexual. El Concilio Vaticano II ya dijo: «Hay que iniciarlos (a los niños y adolescentes), conforme avanza su edad, en una positiva y prudente educación sexual». De hecho he dado educación sexual, como bien saben mis alumnos desde 1969, y el promotor de nuestra Asociación «Los niños son intocables», el policía municipal Salvador Martí, también ha dado múltiples charlas sobre el tema de la prevención del abuso sexual infantil con su proyecto Alexia, enséñanos. Pero hemos procurado hacerlo de una manera sana y correcta, no como la realizan las defensoras de la Ideología de Género, ideología condenada por la Iglesia, ya que enseñan múltiples aberraciones.

Ya el curso pasado salimos en varias ocasiones a la calle, con el lema «Los niños son intocables», porque sabíamos que en varios centros escolares la organización Serise, es decir Servicio Riojano de Sexología, estaba dando clases de presunta educación sexual con esa mentalidad, de manera lucrativa. A fin de evitarlo solicitamos a los padres que no estén de acuerdo con este tipo de enseñanza que solicitasen el pin parental, es decir que se les reconociese su derecho humano y constitucional a que sus hijos no asistiesen a esas charlas. En cuanto a los padres que estén de acuerdo con ese tipo de charlas, está claro que es asunto suyo.

Ahora bien, este curso a unas madres que solicitaron acogerse a su derecho, no se les quiso aceptar su reclamación y les dijeron que fuesen a la consejería de Educación y como no se les quiso recoger la notificación escrita de las familias, se ha recurrido a Abogados Cristianos para presentar una denuncia contra la Directora del Centro.

Una pregunta obvia es ¿qué se enseña en estas charlas? Lo sabemos porque se grabó una dada a padres de otro centro escolar. Recuerdo que cuando un sobrino mío con una hija de cinco años le expliqué lo que decían me dijo: «No te creo». Le contesté sencillamente: «Oye la grabación». Y vaya si me creyó.

En las charlas, aparte de las idioteces propias de la ideología de género, se habla como prácticas normales y corrientes lamer los genitales de otros niños e investigar el trasero de otros niños como hacen los perros con sus congéneres (es una manera fina de decirlo).

Creo, en consecuencia, que cualquier padre y especialmente los padres cristianos, tienen motivos para oponerse a esas charlas.

Por ello mi asombro ha sido grande cuando el Gobierno Riojano ha publicado una Nota de la que extraigo lo siguiente: «Las actividades complementarias recogidas en la Programación General Anual de cada centro son de obligado cumplimiento para todos los alumnos.

Tras la información difundida en el día de hoy por una asociación de abogados en relación a unas solicitudes de exención de actividades complementarias relacionadas con actividades de educación afectivo-sexual, diversidad, identidad y expresión de género, y los diversos modelos de familia; desde el Gobierno de La Rioja se informa de que todas las actividades complementarias que están recogidas en la Programación General Anual (PGA) de los centros son de obligatorio cumplimiento por parte de todos los alumnos, sin excepción.» Por cierto la Fapa, (Federación de Padres de alumnos de la Escuela Pública) se ha solidarizado con el Centro.

Hago una pregunta: ¿se da cuenta el Gobierno Riojano en qué jardín se ha metido él solito? Porque el artículo 27-3 de la Constitución dice: «Los poderes públicos garantizan el derecho que asiste a los padres para que sus hijos reciban la formación religiosa y moral que esté de acuerdo con sus propias convicciones». Y la Declaración Universal de Derechos Humanos de la ONU dice: «Los padres tendrán derecho preferente a escoger el tipo de educación que habrá de darse a sus hijos». Con lo que termino con otra pregunta: ¿no es la Nota del Gobierno Riojano claramente anticonstitucional?

Por Pedro Trevijano en http://www.infocatolica.com/?t=opinion&cod=36139

El Departamento de Educación de Navarra deniega las solicitudes de consentimiento informado

Nota de Prensa: FamiLiaE denuncia que el Departamento de Educación de Navarra está denegando solicitudes de consentimiento informado a las familias navarras, saltándose con ello un derecho constitucional.

En vista de la imposición de Skolae en los colegios de Navarra, numerosas familias vienen presentando en dichos centros solicitudes de consentimiento informado, es decir, que se cuente con su permiso a la hora de impartir a sus hijos cuestiones socialmente controvertidas, como son por ejemplo las de tipo afectivo-sexual, identidad de género, etc. Estos asuntos afectan al terreno más íntimo de la persona y la constitución defiende en su artículo 27.3 de la Constitución se recoge el derecho de los padres para que sus hijos reciban la formación religiosa y moral que esté de acuerdo a sus propias convicciones.

Desde FamiLiaE hemos constatado que a muchas familias se les deniega este derecho constitucional, también con el nuevo Gobierno. Se sigue este protocolo. La familia presenta el documento en el colegio, el colegio entonces dice que lo va a pasar al Departamento de Educación para su examen, y al tiempo el colegio, asesorado por Educación, le comunica que esa solicitud no se traduce en nada, que los hijos de esos padres tienen que recibir la formación de Skolae sin que puedan objetar nada, saltándose el artículo 29 de la Constitución.

Desde FamiLiaE lamentamos este tipo de prácticas autoritarias con las que se quiere impedir que cada familia eduque a sus hijos de acuerdo con sus convicciones y que se olvida de que el principal agente educador de los hijos es la familia.

Respuesta de un instituto a nuestra recomendación de uso del PIN parental

Desde Libres para Elegir, nos hemos dirigido a muchos colegios e institutos para recomendarles el  uso del PIN parental. Hemos recibido respuestas positivas y negativas, pero nos llama la atención especialmente la siguiente:

“La escuela pública española es plural y laica.

Las convicciones de los padres no tienen por qué ser las de sus hijos.

La escuela enseña todos los puntos de vista y el alumno, como persona formada, elige según un CRITERIO.

En las escuelas públicas no se alecciona, ni se coarta el pensamiento.

Me ofenden ustedes enviándome este tipo de mensajes.

Buenos días.”

 

Y nos llama la atención porque, viniendo de un centro de estudios, delata una falta de conocimiento llamativo. Veamos.

En primer lugar, la respuesta señala que la escuela pública es laica, lo que resulta falso. En ningún documento oficial figura esta idea. La realidad es que la escuela pública es aconfesional, lo que implica que no niega el hecho religioso, puede comprobarse por ejemplo que se oferta la asignatura de Religión.

En segundo lugar, dice que las convicciones de los padres no tienen por qué ser las de los hijos. Esto es evidente, pero ello no anula que los padres sigan teniendo derecho a que sus hijos no reciban una educación contraria a sus convicciones (a las convicciones de los padres), según señalan todas las legislaciones educativas de más alto rango, tanto españolas como internacionales.

En tercer lugar señala que la escuela enseña todos los puntos de vista, cosa que resulta extraña: la escuela debe enseñar un conocimiento objetivo y verdadero; no es su cometido mostrar diversos puntos de vista u opiniones diferentes para que el alumnado elija. En este mismo párrafo señala que el alumno, como persona formada, elige. Sin embargo el alumno se encuentra en formación, no puede decirse que sea una persona formada.

En cuarto lugar, existen numerosas pruebas de adoctrinamiento escolar; de hecho, con el asunto catalán, están aflorando muchos casos, incluyendo testimonios acompañados de grabaciones varias, tanto de audio como de vídeo. Muchos alumnos relatan cómo sus profesores, en sus clases, hacen apología de la derecha o de la izquierda, según las preferencias del docente. Y en el asunto de coartar el pensamiento, hemos conocido casos de profesores que han coartado la libertad de expresión de sus alumnos cuando han comentado ideas que no coincidían con las del profesorado.

Está claro que nuestra recomendación de uso del PIN parental lleva implícita que existe adoctrinamiento escolar; pero ciertamente nadie puede negar este hecho: cualquier alumno puede contarnos cómo muchos profesores hacen apología de sus ideas. Por otro lado, el uso del PIN debería asumirse como algo positivo, pues se trata de una herramienta que asegura a los padres  una serie de libertades fundamentales que se están perdiendo. Ello nos hace pensar que, en realidad, no existe una ofensa a los destinatarios de nuestra recomendación.

¿Qué es el PIN parental? proponemos un modelo sencillo

El PIN parental, o consentimiento informado, es un escrito con el que los padres piden ser informados de las actividades complementarias y extraescolares que el colegio o instituto va a realizar. Así, se les informará de las salidas al cine, al teatro, de las charlas o talleres que se impartirán, etc. De esta manera, podrán autorizar o no la participación de sus hijos a aquellas actividades con las que no estén conformes, como pueden ser las relacionadas con la educación afectivo-sexual, de ideología de género, de diversidad sexual, de diferentes modelos de familia, etc., que en la actualidad tienen un fuerte componente de adoctrinamiento.

Ningún estudiante debe verse obligado a recibir lecciones de ideología de género o de educación afectivo-sexual, y menos a asumir las doctrinas que se proporcionan en las aulas, por imposición de los políticos o de los activistas que se cuelan en las mismas para impartir charlas.

El PIN parental constituye un procedimiento que colabora en la consecución de la libertad de enseñanza.

Proponemos un modelo sencillo, como este:

PIN Parental sencillo LPE

Este documento es un ejemplo; por ello los padres o tutores pueden redactar el suyo propio. Hay muchas asociaciones que han elaborado sus propios modelos y que pueden descargarse de Internet.

De este documento se entregan dos ejemplares en la secretaría del centro educativo, para que nos devuelvan uno sellado por el centro.

Es importante saber que las actividades extraescolares y complementarias son voluntarias para los alumnos; de hecho, no son ni evaluables.

Además, la propia Constitución Española establece que los padres tienen derecho a que sus hijos no sean educados en contra de sus convicciones.

Por otro lado, el Tribunal Supremo, a propósito de la controversia social y judicial sobre Educación para la Ciudadanía, determinó en sendas sentencias de 11 de febrero de 2009 que, pese al carácter curricular de dichas asignaturas, “no autorizan a la Administración educativa, ni a los centros docentes, ni los concretos profesores a imponer o inculcar, ni siquiera de manera indirecta, puntos de vista determinados sobre cuestiones morales que en la sociedad española son controvertidos”.

Protege a tus hijos contra la ideología de género: exige el PIN Parental

Les hablan de masturbación. Les hablan de penetración anal. Les hablan de cambiar de sexo a capricho. Están devastando la inocencia de los niños, y no es un proyecto. Está sucediendo ahora mismo, en los colegios españoles.

Pero hay muchos padres, muchos abuelos, incluso hermanos mayores, dispuestos a frenar esta ola de adoctrinamiento a los niños en ideología de género.

Lo que antes parecía imposible, ahora es posible.

FIRMA LA PETICIÓN: Casado, Rivera, Abascal: no dejen que la ideología de género mate la inocencia de los niños. ¡PIN Parental ya!

¿Ya firmaste? Comparte por WhatsApp aquí.

Más INFO en: https://www.citizengo.org/hazteoir/pc/173411-mis-hijos-mi-decision?/utm_source=em&utm_medium=e-mail&utm_content=em_link1&utm_campaign=relaunch2&mkt_tok=eyJpIjoiWmpoaE1XRXhaV0k1TW1KaiIsInQiOiJNXC9yNGZHbjh5SnVxUzJQQmlLRzBQRHJnaWtoRVBTeVg4ZFZyUlRsOW0raUppODlGcDNQek1MT3JXVWJ6XC9JYmdnblNtVzM0dGtjNURJbzlkRkpSdkRMMmoxdW5pTGJzUkN6TXVBaXhiMlRcLzhUbVVRZ3VwTmx2RUlcL2hWQmtwWm4ifQ%3D%3D

Hazte Oír inicia una campaña para exigir el fin del adoctrinamiento en ideología de género en los colegios españoles

– La iniciativa forma parte de la campaña ‘Mis hijos, mi decisión’ que la entidad cívica pondrá en marcha este lunes para pedir a Pablo Casado, Albert Rivera y Santiago Abascal la implantación obligatoria en todos los centros educativos del PIN Parental o ‘Solicitud de información previa y consentimiento expreso’.

– Teresa García-Noblejas, portavoz de la asociación: “Existen planes oficiales de adoctrinamiento en las aulas que contemplan iniciar a niños y niñas de 0 a 6 años en juegos eróticos como forma de ‘reconocimiento de la sexualidad infantil’. Son los padres y no los ideólogos ni los activistas quienes deben decidir los valores en los que se educan a sus hijos”.

MADRID, 6 DE SEPTIEMBRE DE 2019.- Con motivo de la inauguración del nuevo curso escolar este lunes, HazteOir.org entregará a las puertas del Colegio Público Isaac Albéniz de Madrid folletos para informar a los padres sobre el adoctrinamiento LGTBI en las aulas e invitarlos a que entreguen el PIN Parental. Con este documento, los padres exigen ser informados y -en su caso- autorizar o no la asistencia de sus hijos- a las actividades de educación afectivo-sexual y de ideología de género que se impartan en el centro educativo o en horario escolar.

La información en el mencionado colegio público madrileño será la primera acción de la campaña ‘Mis hijos, mi decisión’ . La asociación se propone repartir ejemplares del PIN parental y folletos informativos en 23.000 centros educativos de toda España en las próximas semanas.

“En HazteOir.org, todos los días recibimos denuncias de familias que nos cuentan situaciones de adoctrinamiento sexual y en ideología de género que afectan a sus hijos. Es muy sencillo: sólo pedimos que los padres conozcan con antelación estas actividades y quién las va a impartir. De esta forma, podrán decidir si sus hijos asisten o no de acuerdo con sus valores”, ha explicado la portavoz de HazteOir.org, Teresa García-Noblejas.

En los próximos días HazteOir.org desvelará otras acciones encaminadas, según su portavoz, a “promover el derecho de los padres a elegir”. “El objetivo es que ningún niño ni ningún adolescente se vea obligado a recibir lecciones de ideología de género o de educación afectivo-sexual por imposición de los políticos o de los activistas que se cuelan en las aulas para impartir charlas”, ha concluido García-Noblejas.

PARA MÁS INFORMACIÓN

Prensa de HazteOir.org

prensa@hazteoir.org/

(34) 617203086

PIN parental o consentimiento informado

Con este documento, los padres piden ser informados y, en su caso, autorizar o no la asistencia de sus hijos a determinadas actividades como las de educación afectivo-sexual o de ideología de género, que se impartan en el centro educativo o en horario escolar.

Descarga aquí el documento: PIN parental

Todos los días se producen denuncias de familias que cuentan situaciones de adoctrinamiento sexual y en ideología de género que afectan a sus hijos. Los padres deben conocer con antelación estas actividades y quién las va a impartir. De esta forma, podrán decidir si sus hijos asisten o no, de acuerdo con sus convicciones.

Ningún estudiante debe verse obligado a recibir lecciones de ideología de género o de educación afectivo-sexual por imposición de los políticos o de los activistas que se cuelan en las aulas para impartir charlas.

El PIN parental constituye un procedimiento que colabora en la consecución de la libertad de enseñanza.